Canelones de carne

Canelones de carne
Inicio - Recetas de pasta - Canelones de carne

Los canelones son también una de las recetas más famosas de la cocina italiana. El relleno puede variar, igual que pasa con la lasaña. Los podemos rellenar de carne, pollo, atún, otros tipos de pescado, verduras, etc. En esta ocasión los haremos rellenos de carne picada de ternera. Una clave importante para que salgan ricos es realizar una bechamel deliciosa y gratinar el queso que le echemos. Sólo queda ver como preparar nuestros canelones de carne.

Ingredientes para 2:

  • 4 placas de canelones
  • 250 gr. de carne de ternera o mixta ternera/cerdo
  • 2 cucharadas de aceite de oliva
  • 1 diente de ajo
  • 1 cebolla
  • 1 pimiento verde
  • 1 trozo de calabacín
  • 150 ml. de vino blanco
  • 4 cucharadas de tomate (frito, natural, de lata, etc.)
  • Salsa bechamel
  • Orégano
  • Sal y pimienta

Preparación de canelones de carne

  1. Picamos el ajo y troceamos toda la verdura en trozos pequeños. En la sartén calentamos el aceite y las echamos, agregamos una pizca de sal. Las vamos haciendo a fuego lento.
  2. Cuando las verduras estén pochadas agregamos la carne y echamos un poco más de sal, pimienta molida y orégano. Removemos hasta que esté al carne dorada y echamos el vino. Dejamos evaporar el alcohol.
  3. Echamos el tomate y dejamos hervir a fuego lento hasta que reduzca un poco la salsa, unos 5 minutos.
  4. Por otro lado hervimos las placas de canelones siguiendo las instrucciones del fabricante. Tened cuidado de que no se peguen entre ellas mientras están hirviendo, tendremos que remover de vez en cuando. Cuando estén listas las sacaremos sobre un trapo limpio.
  5. Mientras vamos haciendo la bechamel. Para hacer los canelones usaremos 4 cuacharadas de aceite de oliva y las pondremos a calentar en una olla. Echamos la misma cantidad de cucharadas harina que de aceite, en este caso 4. Removemos bien la harina y tostamos la mezcla sin que se nos queme. Poco a poco vamos echando la leche y removemos bien cada vez que echamos un chorrito. Vamos echando leche hasta que la salsa quede a nuestro gusto. No dejamos de remover durante 10 minutos para que nos quede una bechamel fina y sin grumos. Echamos una pizca de sal, pimienta molida y nuez moscada molida.
  6. Ya tenemos listo todo y solo falta montar los canelones. En el molde que vamos a usar ponemos una capa de bechamel en el fondo para que no se peguen los canelones y ahora procedemos a rellenarlos. Ponemos aproximádamente una cucharada de la salsa de carne en cada placa. Con cuidado la cerramos y la ponemos en el recipiente. Así repetimos con todas las placas. Si las montamos en dos pisos ponemos una capa de bechamel entre ellas. Para terminar, echamos el resto de bechamel por encima y cubrimos con queso rallado.
  7. Calentamos el horno a 180º y metemos el recipiente con los canelones durante 15 minutos. Si lo deseamos podemos terminar gratinando el queso.